Google+ Followers

lunes, 12 de julio de 2010

CUANDO EL HIJO DESEADO NO LLEGA




Decidir tener el primer hijo es uno de los pasos más importantes en la vida de la pareja. De pronto, ella se interesa por los niños, se fija en la ropa de bebés que se exhiben en las tiendas y en las “gracias” que hacen los hijos de sus amigas. Y él, juega con cada niño que le sale al paso. Los pasea sobre su espalda y hasta los sienta en el volante para que ellos crean que saben conducir.

Es hora de “ponerse”, como dicen las mamás y las abuelas, quienes probablemente desde el matrimonio insisten en que la pareja aporte con un miembro más para la familia.

Pero lo que las abuelas no saben es que para lograr quedar embarazada se requiere algo más que amor y dedicación, y que a veces la presión externa y las ansias de la propia pareja pueden retrasar que se concrete el anhelo de ser padres.

Sólo quienes han experimentado la dificultad o la imposibilidad de tener un hijo pueden comprender cómo este supuesto sencillo acto de producir vida a menudo se transforma en una dolorosa obsesión...

La esterilidad es la incapacidad que tiene una pareja para lograr un embarazo. Afecta a una de cada cinco o seis parejas y atañe por igual al hombre y la mujer.

Aunque hombres y mujeres pueden vivir el problema de manera diferente, ambos comparten la angustia y frustración que esta situación conlleva.

Esta incapacidad es una de las situaciones más traumáticas a las que puede estar expuesta una pareja como tal y como individuos. Desde niños nos preparamos para ser padres.

Ya mayores, la vida de nuestros amigos gira en torno a sus hijos. Y la familia pregunta "¿y para cuándo…?" sin conocer a veces el dolor que esta ausencia provoca.

Si has superado los “treinta y tantos” y piensas en  tener un hijo. Recuerda que hoy la mayoría de los hombres y mujeres, dedica su juventud a estudiar y a estabilizarse laboralmente, para luego formar una familia. Y gran parte lo logra. ¡Ánimo!

Ante dudas de infertilidad, conviene que un especialista analice factores individuales que afecten en este sentido a la pareja, como la edad y la historia médica de ambos. Así se despejarán las dudas.

Existen matrimonios que logran embarazarse espontáneamente después de haber sido sometidos a técnicas de reproducción asistida o de haber adoptado hijos, lo que indica que el factor emocional influye, aunque es difícil de cuantificar.

Muchas veces las parejas se asustan y pierden la paciencia porque no consiguen quedarse embarazadas inmediatamente, pero se olvidan que la sexualidad humana no es una máquina reproductora de eficiencia perfecta.

Es importante que la pareja que busca un embarazo no se obsesione con su logro. Cuando eso ocurre la sexualidad misma y la felicidad de la pareja se puede ver afectada: no se ve al otro como alguien a quién entregarse completamente por amor, sino en un medio para obtener y conseguir lo que yo quiero, que es un embarazo. La sexualidad deja de ser signo y expresión de amor y se puede transformar en un instrumento para lograr lo que ‘yo’ quiero”.

En consecuencia, recomiendo a las parejas no perder la paciencia. El verdadero objetivo final: el hijo, no solamente el embarazo, es un signo del amor entre los dos. El desear un hijo es la consecuencia lógica de quererse mutuamente, pues el amor es fecundo. Si esto se tiene claro, se conversa y se madura entre los cónyuges, se sabe que siempre va a estar abierta la posibilidad de concretar esa fecundidad, ya sea biológicamente o a través de la adopción de un niño, quien a su vez necesita del amor y cuidado de unos padres.

Finalmente, si bien en un importante número de casos la infertilidad obedece a causas orgánicas, esta búsqueda que consiste concretamente en poder formar una familia puede requerir la ayuda emocional. 

También te puede interesar:


La crisis de los 40 en la mujer

3 comentarios:

  1. ¿Cuántas mujeres de 30 no pueden quedarse embarazadas, y cuantas otras pasados los 45 se quedan sin desearlo, sin buscarlo? Aquí tenéis una clave importante. Por eso merece la pena probar. Desde luego que nada es infalible en esta vida, decir lo contrario sería un error. Pero también es cierto que casos de estos también he tenido. Cualquier mujer, tenga la edad que tenga, si está buscando un hijo y no llega en los 2 primeros meses, empieza a preocuparse y su mente no para. Y en esto os pueden ayudar muchísimo las flores, eso sí que os lo puedo asegurar.
    No puedo explicar lo feliz que me encuentro. Con mi esposo hemos estado buscando tener un hijo por mucho tiempo. Nos realizamos todo tipo de estudios y lo más curioso era que los 2 estábamos en perfecto estado de salud. Comencé a investigar sobre métodos naturales para quedar embarazada y fue así como tuve la fortuna de encontrar el sitio http://queremedios.blogspot.com.es/2014/01/como-quedar-embarazada.html

    ResponderEliminar
  2. Hola chicas!!! les aconsejo leer un método natural eficiente y natural para poder Quedar Embarazada en 60 días como máximo, lo usó una amiga y logró concebir, yo soy la madrina de la nena que tuvo, afortunadamente, ya que ella no podía tener hijos, según los médicos, pero el método natural le hizo el milagro, véanlo aquí: http://www.universiaglobal.com/crianza_familia01.htm Espero sea de gran ayuda. Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Para mi este tratamiento holistico ha sido una bendición, yo anhelaba mucho el poder embarazarme independientemente del sexo y lo he logrado, pero sé que acá http://www.esthalon.com/quedarembarazada.htm encontrarás mucha información que podrá ayudarte a cumplir tambien tu sueño, es un tratamiento natural que lleva 14 años de investigación y esto lo ha llevado a dar la respuesta para lograr vencer cualquier tipo de infertilidad que esté presente en nuestras vidas. Espero que para muchas sea la solución.

    ResponderEliminar

Las 10 gotas... más leídas en la última semana

Las 10 Gotas... más populares